Una noche romántica perfecta - La Mirilla Roja
17185
post-template-default,single,single-post,postid-17185,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

Una noche romántica perfecta

Una noche romántica perfecta

Te contamos cómo preparar una noche muy especial a tu chico sin que nada falle.

¿Te apetece darle una sorpresa a tu chico? Hay mil motivos por los que puedes preparar una noche romántica (aniversarios, cumpleaños, celebraciones…), o también sin motivo, simplemente porque te apetece. Te vamos a dar las claves para que viváis una velada cargada de amor y pasión.

El ambiente

No te olvides de las velas. Le dan a tu mesa un toque romántico e íntimo. Además, son muy sensuales. Eso sí, ten un poco de cuidado al elegir las velas: busca unas pequeñas, de colores bonitos e incluso con olor. Olvídate de las velas grandes y blancas, son bastante feas.

La música está más que permitida. ¡Pero no pongas algo demasiado animado! Si pones el último disco de Bisbal, de algún grupo de heavy metal o techno romperás todo el encanto que has logrado crear. Un consejo: acércate a alguna tienda de discos y busca los recopilatorios de “música romántica” o “música afrodisíaca”. Seguro que no fallas, pues la elección de la música está hecha por expertos que saben qué es lo que mejor ayudará a tu noche perfecta.

Prohibiciones

Nada de televisión. Sobre esto no hay discusión posible, así que no tengas la mala suerte de organizar una noche de esta guisa cuando tu chico quiera ver el fútbol o alguna película, o tenga planeado salir con sus amigos. Aunque estamos bastante convencidas de que aunque tenga otros planes en mente, tu plan le convencerá mucho más.

Tampoco hace falta que te digamos que desconectes los teléfonos. Esta noche es sólo para vosotros, así que olvidaos del resto del mundo.

En la bebida también tienes que tener cuidado. El vino siempre es un acierto, pero ojo, no os paséis porque si llegáis a un estado de embriaguez os acabaréis durmiendo enseguida.
El factor sorpresa es clave

Te recomendamos que todo esto pille de sorpresa a tu chico. Así que ¿por qué no creas un poco de intriga antes de que él llegue a casa? Escríbele un mensaje al móvil un tanto desconcertante, dile que no haga planes, escribe una notita que vea nada más entrar en casa, dibuja un camino con pétalos de rosas desde la entrada al salón… Todo para que él sospeche que algo está pasando, pero no sepa con exactitud el qué.

Si tienes bañera, puedes cambiar la opción de cena por la de baño. Compra una bomba para hacer burbujas con una fragancia agradable y, en vez de poner las velas y la música en el salón, hazlo en el cuarto de baño.

Las ideas son infinitas. Nosotras te damos algunas, las que seguramente peguen más con las películas pero tú también puedes hacerlas realidad. Tu chico te lo agradecerá y tu relación se verá muy mejorada. Si necesita un empujón, éste es perfecto.

Eso sí, en este momento te sugerimos cómo empezar la noche, el cómo terminarla ya es cosa vuestra, deja volar tu imaginación y ¡da rienda suelta a tu pasión!

Sin Comentarios

Escribir un comentario